Acusan a Rosselló de despilfarrar dinero público

Por Redacción Es Noticia

redaccion@esnoticiapr.com

 

El Partido Popular Democrático (PPD) denunció hoy -domingo- que la intención del Gobierno en revocar la veda electoral para el plebiscito es despilfarrar fondos públicos que pudieran ser utilizado para no cerrar escuelas.

El comisionado electoral del PPD, Miguel Ríos Torres, acusó a la administración de Ricardo Rosselló de revocar la veda electoral de anuncios del Gobierno, con fondos públicos, con la intención de despilfarrar cientos de miles de dólares en favor de la estadidad.

Explicó que la veda electoral requiere que la Comisión Estatal de Elecciones (CEE), mediante una Junta Multipartita, apruebe los anuncios de gobierno antes de que se incurra en el gasto de fondos públicos para así evitar que se malgaste el dinero público y se cree un balance para que no se afecten los resultados electorales.

«Las acciones promulgadas con Rosselló y su legislatura violan los principios de igualdad y juego limpio de una contienda electoral…  Ahora, a días del plebiscito, el gobierno quiere tener mano libre para gastar en anuncios para mejorar su maltrecha imagen», insistió.

Ríos Torres emplazó al Gobernador a informar cuánto dinero está gastando en anuncios su gobierno en el mes antes del plebiscito. «Son cientos de miles de dólares en fondos públicos en adición a los dos millones de dólares en anuncios ordenados a la CEE de corte partidista», indicó.

«Esos anuncios los debe pagar el PNP y no el pueblo. Por un lado, el Gobernador le pide al país sacrificio y le disminuye el presupuesto a las agencias de servicio y por otro usa el dinero público para favorecer su partido y su fórmula en el plebiscito. Dice una cosa y hace lo contrario», dijo Ríos Torres, quien estuvo acompañado por el ex presidente y ex comisionado electoral del PPD, Héctor Luis Acevedo.

La veda electoral es la nueva víctima de este plebiscito, catalogaron ambos lí­deres del PPD antes de enumerar los hechos que, a su juicio, hacen del plebiscito uno inútil:

  1. Estar desautorizado por el gobierno federal por ser sus papeletas engañosas y eliminar arbitrariamente sus opciones adversarias.
  2. Ocultar los donantes de la campaña al pueblo.
  3. El intento de engañar al electorado publicando anuncios a página completa de un «Federal Plebiscite Education Program», lo cual es un doble engaño, pues se quiere dar la impresión que es un anuncio del gobierno federal lo cual es falso y se quiere dar la impresión que el plebiscito cuenta con el aval federal, lo cual es otra mentira.
  4. Se tienen por inconsecuentes las papeletas en blanco y las marcas fuera del cuadrante por encima de la clara intención del elector, lo cual estable un precedente peligroso.
  5. Se dispone que no se puede cuestionar la solicitud de una certificación de elector encamado, esto con el trasfondo de inscribir como encamados personas fallecidas.
  6. Se permite que se inscriba un elector con la mera solicitud de voto ausente sin pasar el proceso normal de cotejos en la Juntas Locales de Elecciones lo cual es peligroso.
  7. Se toman medidas enmendando leyes electorales sin mediar consulta alguna ni esfuerzo de llegar un consenso, contrario a la tradición democrática de Puerto Rico.
  8. El gasto de más de $7 millones en este plebiscito, cifra equivalente a los $7 millones lo que alegan se van economizar con el cierre de 170 escuelas públicas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.