Enseñan a actuar en casos de muerte súbita

Entrenadores del BSN realizan técnicas de resucitación pulmonar

Por Redacción Es Noticia

redaccion@esnoticiapr.com

 

La Universidad Central del Caribe (UCC) ofreció un curso de capacitación en las técnicas de resucitación cardiopulmar (CPR) como parte de un acuerdo colaborativo entre esa institución, la Sociedad Puertorriqueña de Cardiología y el Centro Cardiovascular de Puerto Rico y el Caribe.

El curso dio inicio a una campaña de educación y prevención de muerte súbita con la capacitación de CPR a entrenadores del Baloncesto Superior Nacional (BSN).

La misma busca crear conciencia sobre los riesgos de sufrir el trastorno de muerte súbita y la necesidad de que las organizaciones deportivas, patronos, centros de servicios y el público en general tengan el conocimiento para ayudar a una persona que sufra ese evento de salud.

El cardiólogo Luis Molinary, gestor del proyecto, explicó que “por cada minuto que se tarda en ayudar a una persona que colapsa, se pierde 7% de su probabilidad de sobrevivir”.

Molinary indicó que, en Puerto Rico, muchas personas mueren de repente, pero no se sabe públicamente si no es una figura conocida o porque no se indica en el certificado de defunción.

“La muerte súbita no se puede ver como algo que ocurre en el hospital en un paciente críticamente enfermo. Hace menos de un año falleció un niño de la Academia de Carlos Beltrán en un parque de pelota. Lo que finalmente me impactó fue que un jugador de la línea de desarrollo de la NBA colapsó en pleno juego y pasaron más de cuatro minutos sin que se lo llevaran, cuando tienes pocos minutos después que una persona colapsa para poder salvarle la vida”, afirmó Molinary.

El cardiólogo explicó que las causas de muerte súbita más comunes son:

  • enfermedad cardiovascular
  • tener más 35 años
  • condiciones hereditarias o estructurales del corazón.

“Esa es la importancia de iniciativas como esta, que buscan que la persona que tiene esa situación reciba resucitación cardiopulmonar lo antes posible porque eso va a evitar que sufra más daño o fallezca”, dijo la presidenta de la UCC, Waleska Crespo Rivera.

Molinary favorece cambios a la Ley 141, del 2008, que impone el uso del Desfibrilador Externo Automático en lugares privados que atienden público, para que se cumpla y se amplíe el tipo de establecimiento que debe cumplir con el estatuto.