Salud solicitará prórroga para cumplir con orden del Tribunal

Por Redacción Es Noticia

redaccion@esnoticiapr.com

El Registro Demográfico, adscrito al Departamento de Salud, solicitará una prórroga al Tribunal de Primera Instancia para cumplir con la orden de entregar a los medios, información detallada de las personas fallecidas desde el pasado mes de septiembre de 2017.

Según informó el Departamento de Salud, a pesar de que el Registro Demográfico ha trabajado arduamente para cumplir con la orden del Tribunal de Primera Instancia de divulgar dentro un término de siete días, alrededor de 24 mil certificados de defunción que contienen información confidencial sobre el fallecido, sus familiares y el informante, igualmente se estableció que se debía omitir el seguro social del fallecido, proceso sumamente complicado, por lo que solicitarán una prórroga que les conceda más tiempo para poder cumplir con lo dictaminado.

La directora del Registro Demográfico, Wanda Llovet, explicó que incluso este fin de semana todo su personal trabajó para cumplir con la disposición de la jueza Lauracelis Roques Arroyo, pero que humanamente no era posible. “La orden del Tribunal estableció un periodo sumamente limitado cuando se toma en consideración que son sobre 24,000 defunciones registradas y sobre 24,000 permisos de enterramiento y cremación que hay que fotocopiar y luego, a mano, borrar el Seguro Social como lo dispone el Tribunal. También el otorgarle acceso a la libreta manual de los permisos que se encuentran en las 42 oficinas alrededor de la Isla mientras seguimos ofreciendo el servicio a la ciudanía demora”, señaló Llovet.

Describió que las dificultades que han confrontado con información sensitiva como el Seguro Social impiden lograr corresponder la totalidad de las peticiones como procede en el dictamen del Tribunal. Cabe señalar que el propio Tribunal ordenó entregar las defunciones registradas borrando el seguro social en sólo siete días contando el mismo de la sentencia.

El Registro Demográfico reclamó que no se podía divulgar el documento porque contiene el número de seguro social de los fallecidos, que es protegido por ley como confidencial. La jueza resolvió ordenando que esa parte del documento se haga ilegible y, según se indicó, se está realizando, pero con problemas, ya que borrando el Seguro Social, de todos modos se lee en la parte posterior del documento, por lo que deben asegurarse que el método que están utilizando sea cónsono con lo dispuesto por el Tribunal. Llovet añadió que “no podemos precisar el tiempo que nos tomaría debido a que son sobre 48,000 documentos que hay que producir”.

Además, enumeró las solicitudes de los medios que deben ser concedidas, que son: copia de los certificados emitidos, copia de permisos de enterramiento, copia de permisos de cremación otorgados, acceso a la base de datos sobre la causa de muerte que se mantiene en el Registro, copia digital de la base de datos que se utiliza para mantener récord de los certificados de defunción que se emiten en Puerto Rico.

A los medios que soliciten información o datos se les suministrará las muertes ocurridas desde el 2015 hasta lo más cercano que se tenga recopilado. Los números los provee el Centro Nacional de Estadística de Salud (NCHS, por sus siglas en ingles), según ocurre todos los años.