Estudiantes de arquitectura remozan El Malecón de Ponce

Por Redacción Es Noticia

Fotos y video: Tony Zayas

redaccion@esnoticapr.com

 

Un grupo de estudiantes de la Escuela de Arquitectura de la Pontificia Universidad Católica dedicaron parte de los pasados días a completar lo que han denominado el ‘Parque Bolsillo’ de la Playa de Ponce.

“El Parque Bolsillo busca revitalizar el área de El Malecón y dar el pie forzado para que la gente se involucre”, indicó la arquitecta Tamara Orozco Rebozo, una de las encargadas del proyecto.

Explicó que todo este trabajo se conoce como “urbanismo táctico” y son iniciativas comunitarias donde los residentes buscan “tomar fuerza y poder sobre su entorno urbano” con intervenciones de bajo costo, alto impacto y que involucran a la comunidad.

“No tenemos que esperar que venga el Gobierno a hacer los trabajos, sino que se toman desde la base (comunidad)”, describió.

El ‘Parque Bolsillo’ consiste en la integración de diversos proyectos de mejoras, decoración y entretenimiento en el área que se conoce como El Malecón. Todos son proyectos desarrollados por estudiantes de cuarto año de arquitectura, quienes son guiados por sus profesores.

El primero de los proyectos fueron jardines de lluvia, el cual se alimenta con las aguas de escorrentías y decora una franja entre el parque de El Malecón y un camino entre antiguos almacenes.

El segundo proyecto lo realizaron entre el viernes y sábado pasado, aunque algunos de los trabajos, como los murales, tomará varios días desarrollarlos, explicó el pintor Miguel Conesa Osuna, uno de los que dona su arte plasmando el rostro de una taína.

El proyecto incluye juegos para niños, colocación de gaviones con topes de madera para convertirlos en bancos de descanso, ubicación de caballetes para los que les interese pintar, entre otros.

Una próxima fase del proyecto incluirá mejorar el área de juegos de los niños. Mientras, diseñan otros proyectos de mejoras en lugares aledaños.

El área de El Malecón fue el motor económico de la Ciudad en el Siglo 19. Era allí donde llegaban los barcos y las grandes estructuras, muchas de ellas hoy están abandonadas, eran usadas para manufactura o almacenaje.

Orozco Rebozo explicó que donde está lo que actualmente se conoce como El Malecón fue terreno ganado al mar, así se desprende de la investigación previa que realizaron los estudiantes de arquitectura como parte de este trabajo.

La inversión es el proyecto ronda los $5,000 y fue un sobrante de fondos de una propuesta de rehabilitación. Un comerciante del lugar aportó gran cantidad de madera.

Otros dos autorizaron que las paredes de sus estructuras sirvieran de lienzo para enormes murales que exhiben obras de unos 10 artistas, algunas de ellas son realizadas por estudiantes de la Escuela de Arquitectura. Una joven denunció el que un comerciante se quejó de que al pintar el pavimento afectaron su negocio.

Orozco Rebozo explicó que antes de realizar el proyecto se consultó a la comunidad y tomaron en consideración a los comerciantes, algunos de los cuales, salieron a apoyar a los jóvenes estudiantes o se detuvieron en el área para ponerse a la disposición del grupo.