Inician otra fase en la construcción de carriles reversibles de Gurabo a San Juan

Por Redacción Es Noticia

redaccion@esnoticiapr.com

 

La tercera de cinco fases en las que está dividido el proyecto de construcción de los carriles de manejo de congestión vehicular -conocidos como carriles de peaje variable (Dynamic Toll Lanes o DTL) o carriles reversibles- que conectarán desde la carretera PR‑30, jurisdicción de Gurabo, hasta la PR‑18 a la altura del Centro Médico, en Río Piedras, comenzó ayer.

El proyecto -dividido en diversas etapas- tiene un costo total de $40.2 millones y proyectan genere 1,005 empleos directos, indirectos e inducidos, informó el gobernador Ricardo Rosselló Nevares, quien ayer inauguró el inicio de la tercera fase.

“Este sistema, similar al que ya existe en la PR-22 entre Toa Baja y Bayamón, ha probado tener un impacto positivo en esa importante vía. No solo ha dado más alternativas a los conductores, sino que ha aliviado dramáticamente la congestión vehicular en los carriles regulares. El beneficio es tanto para los que toman el carril variable o reversible, como para quienes deciden continuar utilizando el carril regular”, explicó.

“Reiteramos que este proyecto significa mucho más que la construcción de accesos y la conexión vial entre municipios: significa un paso importante para lograr una mejor calidad de vida”, dijo.

Mientras, el secretario del Departamento de Transportación y Obras Públicas, Carlos Contreras Aponte, informó que “estos carriles reversibles tendrán un peaje variable, igual que el utilizado en Toa Baja. No obstante, en esencia, no se trata de un peaje adicional. Al igual que en Toa Baja, la utilización del carril reversible es opcional: si el conductor opta por pagar el peaje de este carril, queda eximido del pago del peaje original, en este caso, en Caguas norte”.

Contreras Aponte rechazó información que apunta a que dichos carriles reversibles tendrían cinco estaciones de peaje.

“Los carriles reversibles o de peaje dinámico que estamos construyendo para conectar desde Gurabo hasta San Juan, por ser una vía sumamente larga y con cinco entradas y salidas en toda la ruta, tendrá una antena o detector de peaje en cada una de estas, pero el peaje se cobrará una sola vez. Esto no es distinto a lo que existe, sin ninguna controversia, en otros estados y países que tienen este sistema de DTL”, explicó el titular de DTOP.

Por su parte, la directora ejecutiva de la Autoridad de Carreteras y Transportación, Rosana M. Aguilar Zapata, aseguró que “aparte del beneficio lógico que representa tener la opción de utilizar los carriles reversibles en ciertos momentos del día, cabe destacar que las personas que decidan mantenerse en los carriles regulares también se verán beneficiados de una reducción natural en la congestión vehicular”.

La directora ejecutiva afirmó que todos los estudios y experiencias con este tipo de sistema de DTL han demostrado que la velocidad de movimiento promedio de los vehículos que transiten por el área aumentará dramáticamente. Dijo que con este proyecto «se anticipa que la velocidad mínima promedio podría ser de 45 millas por hora.