La nutrición es clave para la recuperación del paciente

 

Tener una buena alimentación, dentro de los estándares dispuestos por las Recomendaciones Dietarias (RDA’s), es vital para mantener una buena salud. Si bien es importante mantener una alimentación balanceada en la rutina diaria, de la misma forma es vital al tener alguna situación de salud que le lleve a ingresar a una institución hospitalaria.

Dentro de la organización de un hospital, el Departamento de Servicio de Alimentos es calificado como parte integral del tratamiento de un paciente, tanto así, que los alimentos provistos son considerados un tratamiento médico nutricional. Por tanto, los alimentos son parte esencial de cualquier tratamiento o intervención quirúrgica para maximizar o mejorar su estado de salud.

De acuerdo con la Lcda. Elaine Sievens Figueroa, LND, SNMD; la condición del paciente es determinante sobre cuál será el tratamiento médico nutricional que recibirá un paciente. Para la preparación de alimentos se toma en consideración el Estándar de los RDA’s que informan la cantidad dietaria diaria recomendada para satisfacer los requisitos de nutrientes de casi todas las personas sanas (97% a 98%).

El Departamento de Nutrición y Alimentos del Hospital Damas cuenta con 29 empleados con diversas funciones entre las que se encuentran dietistas, coordinadoras de soporte nutricional (trabaja directo con el paciente en alimentación enteral y parenteral), cocineros, ayudantes de cocina, trabajadores de servicio de alimentos, guardalmacén, administrativos de dietistas y supervisores. Para la Lcda. Sievens, “cada empleado juega un rol diferente en el servicio de alimentos. Todos son una pieza esencial en el rompecabezas que compone la división”.

En cuanto a los tipos de alimentos que se sirven en de las instituciones hospitalarias, estos variarán según la orden de dieta que el médico ordene; sin embargo, siempre tienen como base los parámetros de una dieta regular.

Existen diferentes tipos de consistencias de dietas; estas son regular, blanda, blanda mecánica, majada molida, y licuada.

La consistencia se va a determinar por diversos factores como la condición del paciente, el grado de dificultad que presente el mismo para masticar y tragar y/o el diagnóstico médico. Luego de determinar la consistencia de la dieta, se identifica la modificación que tendrá la misma según la condición media del paciente. Esto es dietas bajo sodio, grasa, colesterol, etc. Por tanto, un paciente puede tener sencillamente una dieta regular hasta una dieta modificada que incluya cambios en consistencia y nutrientes.

El proceso de diseño de las dietas comienza con la redacción de un menú. Una vez redactado y aprobado el menú comienza la compra y almacenaje de alimentos. Luego se realiza la pre- preparación de los alimentos para dar sabor a los mismos y culmina con la confección de la comida según el menú determinado. Una vez ese menú es confeccionado se procede a servir los alimentos, según la orden de dieta del paciente. En el horario establecido se procede con el recogido y limpieza del equipo utilizado para el servicio de alimentos. Todo bajo los más altos estándares de higiene requeridos para el manejo de alimentos.

El equipo del Departamento de Nutrición y Alimentos del Hospital Damas sirve a un promedio de 450 comidas diarias, sin incluir los pacientes a los que se les ofrece meriendas entre comidas. Los pacientes que se benefician de estos servicios son los admitidos en la unidad de Skill Nursing Facilities, sección del Hospital Panamericano, personas con procedimiento de cateterismo, pacientes admitidos que se encuentren aún en sala de emergencias, segundo piso, sala de parto, área materno infantil, intensivo coronario, unidad de diabetes, medicina general e intermedio.

Para más información, comuníquese con nuestro Departamento de Nutrición y Alimentos o llame al 787-840-8686 ext. 561 o 6227. Búsquenos en Facebook: https://www.facebook.com/hospitaldamas/

¡Cuidado de Calidad de Generación en Generación!