JUSTAS 2019: Mujeres en el deporte universitario

Por Zacha I. Acosta González

Liga Atlética Interuniversitaria

 

El deporte no está exento de vivir en equidad de género, en seguir las normas de la inclusión y velar por el bienestar de sus protagonistas.

Angelita Lind – 1981

La transformación hacia la inclusión de la mujer en el campo deportivo ha estado presente en la Liga Atlética Interuniversitaria (LAI) y ha ido trabajándose desde la temporada de 1969-70, cuando las mujeres empezaron a aparecer de manera oficial en la programación deportiva. A pesar de que existen récords que las mujeres ya participaban en eventos intercolegiales desde 1930.

Según la historia del deporte femenino universitario, las mujeres fueron integradas por el deporte del voleibol en la temporada de 1969-70 de manera oficial. Escalonadamente se incorporó la natación y el tenis para 1970-71. Esto se debió a los avances en los programas de educación física en el país, específicamente en la Universidad de Puerto Rico (UPR) de Río Piedras.

No obstante, fue para la temporada de 1971-72 que la Liga estableció la participación equitativa de ambos géneros en actividades deportivas en instituciones educativas bajo la disposición de la Ley Federal de Título IX en 1972.

“La historia nos cuenta que la mujer siempre ha estado dispuesta a representar a una institución deportiva. Los cambios de paradigmas se han dado por la educación, las luchas y leyes que han puesto en acción la inclusión de la mujer y velar por una equidad en el deporte como en otros campos de nuestro diario vivir”, recordó el Comisionado de la LAI, Jorge O. Sosa, quien conoce el deporte de diferentes ángulos por presidir y ser parte de organizaciones que han evolucionado en el tema de la equidad de género como lo es la Organización Deportiva Centroamericana y del Caribe, la Fundación Mayagüez 2010 y el Comité Olímpico de Puerto Rico.

En la LAI se vio un crecimiento en la apertura de espacio en competencia para las mujeres con la primeras Justas de Atletismo en 1972. Una disciplina que, desde los inicios del deporte en la era antigua del Olimpismo, tenía prohibida la participación femenina. Este hecho histórico tuvo de vencedoras a la UPR de Río Piedras con 47 puntos bajo la dirección de Cecilia James. En segundo lugar, la Pontificia Universidad Católica con 44 puntos y la Universidad Interamericana con el tercer lugar con 16 puntos. La mejor anotada fue María Vázquez de la Católica ganando oro en las pruebas de 100 y 200 metros y salto a lo largo.

Primer equipo de voleibol femenino que ganó en la LAI. (Suministradas)

“Tener a nuestras estudiantes-atletas en deportes que antes eran catalogados para hombres, como fue el atletismo, es un avance. Seguir mejorando los eventos en sus distancias como ocurrió en la marcha para este año es un avance. Evolucionamos porque tenemos un pensamiento abierto a erradicar paradigmas que nos atrasan como individuos. Ya se ven los cambios en los eventos que muchos atletas de nosotros aspiran a competir como en los Juegos Olímpicos, Panamericanos y Centroamericanos, donde ya se tienen en marcha eventos mixtos y se abrieron espacios a las mujeres como en el boxeo”, dijo Sosa.

El baloncesto hizo su debut la misma temporada con la Universidad Interamericana de campeona. En 1976-77 ingresan el softbol con la UPR de Humacao y campo traviesa con el Colegio de Mayagüez como vencedoras. La cronología continúa en 1979-80 se iniciaron los campeonatos de relevos para ambos géneros ganando el Colegio y la inclusión del judo femenino. En el judo, la UPR de Río Piedras se alzó con el campeonato.

El tenis de mesa debutó en ambos géneros en 1984-85 salieron airosas las Búhas de la UPR de Humacao y los Gallitos de la UPR de Río Piedras.  La halterofilia para las féminas se abrió paso en el 2003-04 con la UPR de Río Piedras campeonas. El porrismo como deporte oficial, que incluye ambos géneros, fue en el 2007-08 con la UPR de Bayamón en el liderato.

Los deportes más recientes para ambas ramas está el voleibol de playa oficializado en el 2012-13 con las Jerezanas de la UPR de Río Piedras y los Pitirres de la Universidad del Este (ahora UAGM de Carolina). En el 2013-14 se incluyó el fútbol femenino con la UPR de Río Piedras ganadoras y la natación de piscina corta en ambas ramas con las Jerezanas de la UPR de Río Piedras y los Pioneros de la Pontificia Universidad Católica de vencedores.

Los eventos imperiales y el taekwondo fueron los últimos deportes en ingresar en el 2013-14 en ambos géneros. las Juanas del Colegio y los Tigres de la Interamericana salieron ganadores de la primera edición del taekwondo, mientras la Interamericana copó los eventos imperiales.

En la lucha olímpica hubo en la rama femenina de manera exhibición y el softbol masculino fue retirado, ambos deportes por no cumplir con la exigencia de tener ocho instituciones participando. El béisbol permanece en su forma natural desde 1928-29 para la rama masculina.

Con relación a la parte administrativa, el Comisionado de la LAI indicó que existen mujeres con potencial para dirigir puestos en todas las áreas.