Ofrecen modernos tratamientos para cáncer de próstata

Por Redacción Es Noticia

redaccion@esnoticiapr.com

 

El cáncer de próstata es uno de los que tiene mayor prevalencia en el hombre puertorriqueño, conociéndose además que el ser hispano o afrodescendiente aumenta el riesgo de experimentar dicha condición.

“El cáncer de próstata no es una sola condición, tiene sus categorías de riesgo y depende de cada paciente, recomendamos el tratamiento”, explicó el médico Segundo Imbert, del Grupo Tomé & Ubiñas Radio Oncology Center.

La nueva tecnología ‘Varian True Beam’, un equipo altamente tecnológico y de última generación con la capacidad de ajustar la radiación tridimensional al tumor y modular la dosis de radiación, al tiempo que protege los tejidos adyacentes, se está utilizando el Centro de Diagnóstico y Tratamiento (CDT) Mariano Rivera Ramos del municipio de Cayey, institución hospitalaria operada por el municipio.

“Además se ofrece el tratamiento de braquiterapia, donde la radiación es implantada directamente en la próstata por medio de partículas radioactivas (semillas) que entran en contacto directo con el cáncer de próstata”, señaló el galeno antes de señalar que esta técnica se ofrece desde la década de 1980 y han ido ampliando su utilización a mayores grupos de pacientes con cáncer de próstata.

Aunque no existe un tratamiento o recomendaciones específicas para evitar el cáncer de próstata, sí es importante hacerse las pruebas de cernimiento para combatirlo en etapas tempranas, la Sociedad Americana del Cáncer recomienda ya desde los 50 años hacerse la prueba de sangre PSA (prostate specific antigen), o antes en pacientes con prevalencia de cáncer en su familia.

“Mientras más temprano se descubran las células cancerosas y se inicien los tratamientos, aumentamos las posibilidades de tener éxito”, asegura Imbert.

El CDT Mariano Rivera Ramos de Cayey cuenta con una Clínica del Manejo del Dolor, el Centro Quirúrgico de la Montaña, el Centro Pulmonar de la Montaña y oficinas privadas especializadas en medicina general e interna, oftalmología, ginecología, urología, reumatología y psiquiatría.

“Estas instalaciones se hicieron posible gracias a una inyección económica cercana a los $8 millones para su expansión y reconstrucción, luego de que nosotros en el Municipio compramos el hospital al gobierno central”, dijo el alcalde Rolando Ortiz Velázquez.