Precaución al regalar juguetes

Por Redacción Es Noticia

redaccion@esnoticiapr.com

 

Un juguete inapropiado en las manos de un niño pudiera ser un arma de doble filo para el menor, aseguró una experta en el cuidado de los infantes.

En muchas ocasiones los adultos no están totalmente conscientes de cuál juguete es adecuado para la edad del niño o niña. Con esto en mente, el Programa de Emergencias Médicas Pediátricas, junto con el programa de Residencia de Pediatría de la Escuela de Medicina del Recinto de Ciencias Médicas (RCM), lanzaron una campaña para alertar a los adultos sobre las precauciones que debe tomar al comprar un juguete a un niño.

“Los juguetes son recursos importantes para el desarrollo de las destreza físicas, mentales y sociales de la comunidad infantil. Pero, para que cumplan con este rol, es importante la selección adecuada de los mismos”, advirtió la emergencióloga pediátrica, Milagros Martín, directora de Emergencias Médicas Pediátricas del Hospital Pediátrico Universitario.

Explicó que durante la época navideña se registra un aumento considerable en lesiones relacionadas con los juguetes que se les proporcionan a los niños. “No podemos privar a nuestros pequeños de este entretenimiento, pero sí necesitamos prever posibles riesgos, cuando de regalarles juguetes se trate”, indicó.

Según datos del Departamento de Salud, para el 2014, las cuatro causas principales de muerte de niños fueron: choques de vehículos de motor, disparos de armas de fuego, ahogamiento, sofocación y/o estrangulación.

Precisamente, una de las recomendaciones al seleccionar un juguete para un infante es que sus piezas sean “más grandes que la boca del niño para evitar atragantamiento. Como referencia puede tomar el diámetro del cilindro de cartón del papel higiénico”, expuso Martín.

Entre los daños que un juguete puede causar se encuentra: atragantamiento; exposición a plomo y químicos tóxicos; pérdida de audición y lesiones como: choques de tránsito con bicicletas, motoras y vehículos todo terreno o ‘four tracks’. La emergencióloga destacó que las ‘scooters’ no motorizadas, constituyen el juguete asociado al mayor número de lesiones.

 

Riesgo en algunos juguetes:

– Los juguetes para niños menores de ocho años no deben tener bordes filosos, de vidrio o de metal.

– Los juguetes con cordones o cuerdas largas pueden enredarse en el cuello de un niño pequeño y estrangularlo.

– Cuando el niño sea capaz de ponerse en posición de gateo quite los gimnasios para bebé de la cuna.

– La ley prohíbe el contenido de piezas pequeñas en juguetes para niños menores de 3 años.

– Estar pendiente a aquellos juguetes demasiado ruidosos porque podrían afectar la audición del niño.

– Los juguetes para bebés tales como sonajeros o para morder, entre otros, deben ser de un tamaño que no obstruya la garganta de un bebé.

– Siga las recomendaciones de edad del juguete. Enseñe a los niños mayores a mantener sus juguetes lejos de sus hermanos menores.

– Revise los juegos exteriores para que no tengan óxido ni partes flojas que puedan ser peligrosas.

– Enseñe a los niños a guardar los juguetes en estantes o cajas de juguetes.

– No le compre pirotecnia ni estrellitas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.