Presidente Cameral dice no es viable nueva versión del ELA

 

Por Redacción Es Noticia

esnoticiapr@gmail.com

 

El presidente de la Cámara de Representantes, Carlos Méndez Núñez, sentenció que el Partido Popular Democrático (PDD) se ha convertido en un movimiento político irrelevante para el desarrollo socioeconómico de Puerto Rico por la negativa de su liderato de finalmente tomar acción afirmativa para erradicar el Estado Libre Asociado (ELA), estatus colonial que ha condenado al pueblo a la pobreza.

El líder legislativo añadió, además, que no existe ninguna versión del ELA que pueda ser considerada como “real, viable e implementable” por el Congreso.

“El partido popular ya dejó de ser una opción real y viable para nuestro pueblo. La obsesión de su liderato de vivir en el pasado, de no tocar el asunto del estatus, de no querer tomar acción de verdad para sacarnos de la colonia, para sacarnos de esta condición política que condena a nuestro pueblo a recibir migajas de los fondos federales, a tener que suplicar por ayuda para la recuperación de nuestras comunidades tras el paso de los huracanes Irma y María, de permitir que nos humillen con la imposición de una Junta de Supervisión Fiscal, y la cual amarra al pueblo a la pobreza, a vivir en el nivel mínimo, sin absolutamente ninguna oportunidad de progreso, ha dejado a ese partido irrelevante. El PPD no es alternativa para nuestro futuro, ninguna”, comentó el Presidente de la Cámara.

“El mas claro ejemplo de que sólo el PPD quiere gobernar la colonia tuvo escena el cuatrienio pasado cuando controlando la Legislatura y la Fortaleza no hicieron nada, absolutamente nada, para sacarnos de la colonia, aún cuando tomar acción estaba en su plan de gobierno. Recordamos todavía el fiasco de la Comisión Conjunta sobre el Asuntos del Estatus, la cual no celebró ni tan siquiera una sola reunión, mucho menos una vista pública o ejecutiva en sus tres años de vida. No hay manera que el pueblo pueda creer en otra versión del PPD. De hecho, ya han sido tantas que nadie sabe por donde van, que representa o que busca esa organización política”, señaló el presidente cameral.

Sobre cualquier alteración al ELA, el líder estadista señaló que “un ELA ‘mejorado’ no es real, no es verdad y jamás sucederá. El Congreso ha rechazado esto en múltiples ocasiones, la más reciente fue a finales de 2016. Esa fantasía, desarrollada para intentar continuar gobernando la colonia, como emperadores romanos, no es viable. El Congreso no va a darle a Puerto Rico poderes de una república con todos los beneficios de un estado. Nadie debería defender esto tampoco. Quienes impulsan esta otra mentira lo que buscan es permitir el inmovilismo, la colonia”.

El Presidente de la Cámara invitó a los populares hacer causa común con el Partido Nuevo Progresista para hacer realidad el enorme potencial que tiene Puerto Rico. “Hago un llamado, una invitación a todos los populares que saben que su partido, fraccionado e irrelevante, no es opción para Puerto Rico, a que se unan a la única opción que tiene nuestro pueblo para lograr sus mas altos anhelos, la estadidad. El potencial del puertorriqueño es enorme y la única opción de estatus que garantiza llegar al mismo es la estadidad. Con la estadidad no tenemos que suplicar, tendríamos las herramientas para desarrollarnos socioeconómicamente. Haríamos que nuestra gente que se fue a los estados a buscar esas oportunidades, regresen a su terruño. Tendríamos la seguridad de que FEMA y otras agencias federales responderían inmediatamente porque tendríamos dos senadores y siete congresistas con voz y voto. No nos podrían imponer nada sin el consentimiento de nuestra delegación. El PPD ya corrió su curso, el PNP es la única opción para el futuro”.

Méndez Núñez dio como ejemplo el hecho que debido a que Puerto Rico es la colonia más antigua en el mundo se recibe regularmente un tope de hasta 55 por ciento de reembolso para cubrir los gastos anuales de todos los programas de Medicaid, principalmente ‘Mi Salud’. Simplemente, eso no es suficiente. El costo de proveer servicios de salud en la Isla a los más necesitados ronda en alrededor de $2,300 millones todos los años. Si fuéramos un estado, se recibiría, como mínimo, el 83 por ciento de rembolso.

En total, como estado, Puerto Rico recibirá por lo menos $10 mil millones adicionales en fondos federales cada año, con grandes aumentos en programas federales de salud, educación de asistencia nutricional y de infraestructura, así como la inclusión de la isla en el programa de Seguro Social Suplementario.

“Ser un territorio está frenando la economía de Puerto Rico. Si Puerto Rico se hubiera transformado en estado en el año 1994, el ciudadano promedio hubiese generado en ingresos unos $ 1,600 más en el año 2010. Si Puerto Rico se hubiera convertido en estado en 1955, hoy en día usted ganaría por lo menos $ 6,000 más por año. Esa es la verdad”.