Presidente JCF dio bienvenida a Elí Díaz Atienza

Por CyberNews

 

El presidente de la Junta de Control Fiscal (JCF), José Carrión III, le dio -el jueves- la bienvenida al nombramiento de Elí Díaz Atienza como miembro ex oficio de la Junta en representación de la gobernadora Wanda Vázquez Garced.

«Como Presidente Ejecutivo de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA) y como Presidente de la Junta de Directores de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE),el ingeniero Díaz Atienza ha sido un valioso colaborador en los esfuerzos que se están llevando a cabo para liderar su transformación en beneficio del pueblo de Puerto Rico. Él conoce de primera mano los complejos retos que estamos atendiendo y ha demostrado su habilidad de proponer soluciones trabajando en consenso. Con él hemos tenido una excelente colaboración en el pasado y anticipamos con entusiasmo las contribuciones que pueda hacer al trabajo de la Junta de cara al futuro», dijo Carrión III en comunicación escrita.

Díaz Atienza es presidente ejecutivo de la Autoridad de Acueductos Alcantarillados (AAA); y dirigía la Junta de Directores de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), posición a la cual renunciará en el día de hoy. Díaz Atienza se mantendrá como persona enlace entre el Gobierno y la JCF, labor que no conlleva remuneración económica adicional.

Díaz Atienza es ingeniero y abogado. Fue presidente de One Stone Ventures, donde era consultor en ingeniería y abogacía. Anteriormente, laboró en el bufete McConnell Valdés LLC de 2012 a 2016, y fue director de la Autoridad de Desperdicios Sólidos del gobierno de Puerto Rico entre 2010 y 2012. Fue asistente del vicepresidente de bienes raíces del Banco Popular de Puerto Rico de 2005 a 2007. Posee un Juris Doctor de la Universidad de Puerto Rico y cursó bachillerato en ingeniería civil de Georgia Institute of Technology Igualmente, Díaz Atienza dijo estar agradecido y aseguró que «trabajaremos arduamente para abrir nuevas vías de comunicación entre el Gobierno central y la Junta de Control Fiscal, por el bien de la salud fiscal de Puerto Rico».