Representante asegura Código Civil no quitará derechos adquiridos comunidad LGBTT

Por CyberNews

La representante del Partido Nuevo Progresista (PNP), María Milagros Charbonier Laureano, anunció el lunes el comienzo de la discusión del Nuevo Código Civil de Puerto Rico.

“El proyecto estará disponible en la página de la Cámara de Representantes y en la Oficina de Servicios Legislativos, tan pronto se le dé la primera lectura en la sesión ordinaria de hoy”, dijo Charbonier Laureano. en la presentación del documento.

“Queremos crear un ambiente donde existe una revisión pausada, mesurada del proyecto. Y que toda persona interesada pueda de una forma o de otra participar de este proceso”, añadió.

Las vistas públicas comenzarán en el mes de agosto. Las mismas se dividirán por los distintos libros que componen el Código Civil. “Este proyecto del Código Civil será un documento vivo y se incorporarán enmiendas que van a surgir durante el proceso de vistas públicas”, sostuvo la presidenta de la Comisión de lo Jurídico y co presidenta de la Comisión del Código Civil.

En la redacción del Código participaron académicos, abogados y religiosos.

“Quiero hablarles sobre el libro de Familia. Este libro ha sido el que mayor controversia ha generado durante estos 20 años. Establezco claramente que el Código Civil no pretende ir en contra de las determinaciones del Tribunal Supremo en materia de familia. El libro de Familia se ciñe a las determinaciones y a la jurisprudencia federal, el cual reconoce el matrimonio entre parejas  del mismo sexo. También incorpora los preceptos de legislación recientes y de avanzada, aprobadas por esta Asamblea Legislativa, como lo son la Ley de Adopción, la Ley para permitir la modificación de las Capitulaciones. Y las leyes que permiten el matrimonio y los divorcios ante notarios”, expresó Charbonier.

“Concluyo esta exposición respondiendo a la perplejidad y preocupación de la participación de sectores creyentes en esta última etapa del Código Civil de Puerto Rico. Esa perplejidad parte del supuesto erróneo de que es ilegítimo que los creyentes aporten desde su conciencia e identidad ideológica al desarrollo del nuevo Código. Ya que según ellos, su aportación podría convertir esta pieza legislativa, en una expresión de conservadurismo represivo que pudiera poner en peligro la diversidad social. Nada más alejado de la verdad, añadió.

Por ejemplo, se redujeron las causales de divorcio de 11 a 4: consentimiento mutuo, ruptura irreparable, adulterio y trato cruel.