Tres mujeres reconstruyen su casa de madera

Por Sandra Caquías Cruz

redaccion@esnoticiapr.com

 

GUAYAMA – Pedazos de madera vieja, clavos, serrucho y muchos deseos de construirle un techo a dos niños fue lo que movió a tres mujeres de la comunidad Barrancas, en este pueblo, a reconstruir la casa que el huracán María les arrebató.

El sol las golpeaba con fuerza, pero Dalila Ortiz Figueroa, junto a otras dos féminas, no pararon de serruchar pedazos de madera y martillar con precisión los clavos viejos para levantar las tablones en los que fijarían los paneles de madera de su nueva casa. Mientras, dos niños miraban la faena.

“El huracán María me destruyó la casa completa y en tres días yo la reconstruí porque no tenía donde vivir”, expresó Ortiz Figueroa. Explicó que estaba refugiada en otra vivienda, pero necesitaba tener in techo para sus nietos. “Tengo mis dos niños, que son mis nietos, y necesito tener un sitio seguro”, abundó tras aplacar la sed.

“Yo soy una ‘handyman’. Hago de todo aquí en mi casa”, expresó la mujer que cargaba el martillo sobre el hombro.