Varias aseguradoras se encuentran en riesgo

Por CyberNews

 

El comisionado de Seguros, Javier Rivera, adelantó el martes que observan la situación de otras dos aseguradoras ante la insolvencia que enfrentan, mientras dijo que aún faltan por desembolsar cerca de tres mil millones de dólares en reclamaciones por daños del huracán María.

“Hay que pagar y el reto es enorme. Pero no te puedo decir que la industria no está sólida porque cuando uno va a los números, (las aseguradoras) cumplen en su gran mayoría. Hay una o dos, que soy honesto, las estamos velando muy de cerca. Hay una que nos preocupa un poco. Esperamos que no tengamos que caer en el proceso de rehabilitación y que sean igual de transparentes”, dijo Rivera en entrevista radial (WKAQ).

A pesar, que no mencionó el nombre de la aseguradora, Rivera dijo que dentro de cuatro a seis semanas tendrán un cuadro más claro sobre la situación de la misma. Su expectativa es que luego de ese posible caso, ya no tengan que intervenir con ninguna otra aseguradora.

Mientras tanto, Rivera dijo que aún deben desembolsar cerca de tres mil millones de dólares por concepto de reclamaciones de daños del huracán María. Sin embargo, el funcionario aseguró que la industria de seguros en la isla está sólida y que la crisis en otros lugares ha sido peor luego del impacto de un fenómeno atmosférico.

“Comparado con el evento de Andrew, donde en la Florida se fueron entre nueve y 10 aseguradoras en liquidación y otras en rehabilitación, aquí no se acerca ni a eso. Todavía podemos decir que tenemos una industria confiable, sólida y no significa que esto podría traer algunos problemas de solvencia y eso se va a atender”, dijo Rivera.

A finales del pasado mes de septiembre, el comisionado peticionó una orden de rehabilitación para la compañía de seguros Real Legacy Assurance Company, Inc., ante el Tribunal de Primera Instancia, Sala Superior de San Juan. Una orden como esta, designa al comisionado, como rehabilitador y le ordena tomar posesión de los activos del asegurador, en protección de los intereses de los asegurados con reclamaciones, acreedores del asegurador y público en general.

Explicó además, que esta orden se emite, entre otras razones, porque el asegurador está en una condición financiera que requiere que se intervenga para proteger los activos, pero a la misma vez permite que la compañía opere mediante un plan de acción en que pueda intentar reorganizar sus operaciones y rehabilitarse económicamente, sin que implique el cierre o liquidación de la compañía.