Vital para la población femenina realizarse el Papanicolau

Por Redacción Es Noticia

redaccion@esnoticiapr.com 

 

Hasta hace varias décadas, el cáncer de cuello uterino era la primera causa de muerte por cáncer en las mujeres en Estados Unidos, incluyendo a Puerto Rico.

Sin embargo, la incidencia de este tipo de cáncer y las muertes relacionadas con este mal han disminuido significativamente, en gran medida, a que cada vez más las féminas se han concientizado de la importancia de realizarse la prueba de Papanicolau, según destacó el cirujano ginecológico, Miguel Velázquez Villanueva.

“El cáncer de cuello uterino es el único cáncer ginecológico que tiene una prueba de detección recomendada. Con la prueba de Papanicolau se pueden encontrar cambios en el cuello uterino antes de que un cáncer se desarrolle. La idea es poder detectar a tiempo lesiones premalignas y poder combatirlas para que la paciente nunca llegue al diagnóstico de cáncer”, indicó el doctor Velázquez Villanueva.

El galeno explicó que septiembre es conocido como el mes de concientización sobre los cánceres ginecológicos y es esencial alertar a la población femenina sobre la importancia de hacerse la prueba de Papanicolau con regularidad  a partir de los 21 años. Añadió que esta prueba se hace en menos de un minuto, no duele absolutamente, se practica en todos los hospitales y clínicas ginecológicas y es cubierta por la mayoría de los planes médicos del país.

“Una de las grandes ventajas de esta prueba es que cuando se identifican precánceres, las pacientes pueden ser tratadas de manera sencilla con procedimientos cortos, no dolorosos y mínimamente invasivos. Mientras, si se detecta el cáncer uterino en su etapa inicial, los tratamientos suelen ser más eficaces y las probabilidades de sobrevivencia son mucho mayores”, manifestó Velázquez Villanueva.

Según la Sociedad Americana Contra El Cáncer, este año en los Estados Unidos se diagnosticarán alrededor de 13,240 nuevos casos de cáncer invasivo del cuello uterino y alrededor de 4,170 mujeres morirán a causa de este tipo de cáncer. En Puerto Rico, de acuerdo al Instituto de Estadísticas, hasta el 2014 la tasa de incidencia ajustada por edad de cáncer de cuello uterino sobrepasaba la tasa correspondiente para la población de mujeres hispanas de la nación americana.