Qué hago si en un accidente causo o sufro lesiones

 

Es cosa de todos los días leer en el periódico y ver notas en las redes sociales sobre accidentes de tránsito en nuestras autopistas y carreteras. Muchas veces el peso de la noticia se concentra en reportar sobre la congestión vehicular ocasionada por un accidente, pero poco se reporta y se orienta al conductor sobre sus responsabilidades y alternativas ante el sufrimiento de daños a raíz de accidentes vehiculares.

Un accidente automovilístico puede ocurrir prácticamente en cualquier momento, y bajo las circunstancias menos pensadas. Inmediatamente después de un accidente hay veces en que puede ser difícil evaluar la gravedad de la situación, especialmente con respecto a las lesiones físicas causadas o sufridas, ya que los síntomas no necesariamente se manifiestan de inmediato.

Si usted es el causante o responsable principal de un accidente durante el cual otro conductor o pasajero sufre daños o lesiones, tenga presente que su responsabilidad legal comienza con permanecer en la escena del accidente. Huir de la escena puede resultar en la suspensión de sus privilegios como conductor, o la revocación de su licencia, y además constituye delito. Si usted retiene conciencia y se encuentra hábil, su deber es llamar inmediatamente al 911 o al cuartel de la Policía más cercano para informarle a las autoridades del evento y para solicitar asistencia médica.

Si del accidente resulta que alguna persona ha sufrido lesiones o heridas graves, ninguna persona – involucrada en el accidente o espectador – debe mover a la persona herida, pues esto puede causarle lesiones o heridas más graves de las que aparenta tener a causa del accidente de tránsito.

En caso de que el accidente resulte, por ejemplo, en fuego inminente y la asistencia represente salvaguardar la vida, entonces sí se puede movilizar a la persona herida para ubicarla en un lugar seguro en lo que llega el personal médico a la escena. Por otro lado, si las heridas no son de gravedad y usted se encuentra físicamente hábil, debe llevar a las personas a un hospital o a donde se les pueda dar ayuda médica, de ser necesario.

Ningún vehículo involucrado en el accidente debe moverse hasta que las autoridades de tránsito tengan la oportunidad de documentar lo ocurrido. Mueva su vehículo solo luego de haber sido instruido por las autoridades a hacerlo o si su ubicación obstruye el tránsito en una vía pública.

Es importante obtener fotografías de la escena del accidente, incluyendo imágenes de los autos involucrados, de escombros en la carretera resultantes del accidente, de la intersección o las calles donde ocurrió el choque, de la rotulación del lugar, si alguna, entre otros. Sea prudente, y no se lance a ofrecer detalles inmediatos ni información sobre el accidente en Facebook o en cualquier otra red social.

Siempre es recomendable obtener la información de contacto de otros conductores y de personas que hayan presenciado el incidente, en caso de que la situación trascienda a un reclamo legal.  Por ejemplo:

  1. Anote el nombre, dirección y número de teléfono de todas las personas involucradas en el accidente y testigos, de haberlos;
  2. Tome nota del número de licencia de conducir de las personas involucradas en el accidente;
  3. Apunte el número de tablilla de cualquier vehículo involucrado;
  4. Recopile la información de seguro de auto de todos los carros involucrados;
  5. Documente los nombres de los agentes de la Policía que se personen al lugar, sus números de placa, y el número de querella;
  6. Gestione, a la brevedad posible, copia del informe de accidente;
  7. Hágale disponible su información a los demás, si se lo solicitan.

Si usted es el causante o responsable principal de un accidente, no asuma responsabilidades ni culpas cuando las autoridades le pidan su declaración sobre los hechos ocurridos, pues pueden haber existido factores fuera de su control, que usted desconozca, que hayan suscitado el accidente. Tenga en cuenta que la responsabilidad solo se puede determinar luego de una investigación exhaustiva de los hechos. Coopere con las autoridades y relate lo que ocurrió desde su punto de vista.

Si usted es el perjudicado de un accidente de tránsito, o si usted es familiar o acompañante de una persona que sufrió lesiones y entiende pertinente presentar una acción legal, recopilar la información anteriormente mencionada también es de suma importancia, pues toda esta evidencia le será útil a la hora de apoyar su reclamo.

Es importante que un profesional de la salud evalúe a la persona perjudicada lo antes posible; una vez se haya determinado el alcance de sus lesiones, es recomendable que se oriente con un abogado que pueda asistirle con la presentación de su demanda, de manera que pueda obtener una justa compensación por los daños sufridos.

Por último, no olvide que en Puerto Rico, usted tiene un (1) año para presentar su acción civil por daños y perjuicios sufridos desde que tuvo conocimiento del daño sufrido y estuvo en posición de ejercer su causa de acción.

El Lcdo. Philippe O. Beauchamp cuenta con un bachillerato y una maestría en Ingeniería Civil y está admitido como litigante en la Corte Federal del Distrito de Puerto Rico.  Si necesita ayuda o más información sobre estos temas, no dude en comunicarse a pbeauchamp.law@gmail.com o al (787) 529-5441 para coordinar una consulta.