Suspenden clases en el sistema público

Por Redacción Es Noticia

redaccion@esnoticiapr.com

 

Los estudiantes del sistema de enseñanza pública no tendrán clases mañana lunes. Unas 383 escuelas aún no tienen restablecido el servicios de energía eléctrica ni de agua potable.

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares informó que esa directriz excluye el personal docente y no docente del Departamento de Educación (DE), quienes deberán acudir mañana lunes a su respectivos centros de trabajo.

El Departamento de Educación informó que hay 238 escuela de las que no han entregado el informe correspondiente sobre el estado de la planta física.

 

Las condiciones del 80% de las escuelas:

611 escuelas no tienen luz

418 no tienen agua

383 no tienen ni luz, ni agua

51 escuelas sufrieron inundaciones

17 tienen daños estructurales

159 sin problemas

 

La secretaria de Educación, Julia Keleher, agradeció la diligencia de los directores que reportaron el estatus de sus escuelas mediante el formulario que les entregaron el pasado jueves.

“Nos parece que lo más razonable será suspender las clases este lunes para no causar confusión entre los padres, madres y tutores sobre cuáles planteles están aptos para recibir al estudiantado y cuáles no. Además, damos la oportunidad a que el personal docente y no docente se asegure de que las aulas están limpias y acondicionadas para la enseñanza”, sostuvo la Secretaria del DE.  

El personal docente y no docente deberá reportarse en su horario regular de trabajo. Los directores, maestros, y empleados de comedores deben aprovechar ese tiempo para atender y/o reportar cualquier situación con miras a que sea resuelta y las clases puedan reanudarse el martes 12 de septiembre, se informó en un comunicado de prensa.

La mayoría de las escuelas reportaron problemas con árboles caídos y con cisternas o tubos rotos. El DE envió a la Oficina de Mejoras Escuelas Públicas y a la Autoridad de Edificios Públicos una lista de escuelas que reportaron estas situaciones, quienes desarrollaron un plan de acción y se encuentran trabajando en el mismo.

Debido a que el lunes no habrá clases, la secretaria Keleher evaluará la manera de reponer, por lo menos, cinco días de clases debido al paso del huracán Irma.

“Estamos en conversaciones con la Asociación de Maestros de Puerto Rico para determinar la mejor manera de ajustar el calendario escolar”, indicó Keleher.