Inicio PORTADA Persisten las incógnitas sobre el futuro de Costa Sur

Persisten las incógnitas sobre el futuro de Costa Sur

10
0

Por Miguel Díaz Román

redaccion@esnoticiapr

 

En un recorrido por la Central Costa Sur, en Guayanilla, la gobernadora Wanda Vázquez Garced pudo constatar que la mayor planta generatriz de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE) sufrió severos daños a consecuencia del terremoto del pasado martes.

Publicidad

Pero tras el recorido la Primera Ejecutiva no realizó un anuncio oficial sobre cuál será el futuro de la planta por lo que subsisten las incógnitas sobre si la Central Costa Sur será reparada y cuánto podría ser el costo de esa reparación y si habría fondos federales para rehabilitar la vieja central, que fue construida en la década de 1950.

En los pasados días José Ortiz, director ejecutivo de la AEE, se expresó a favor de cerrar Costa Sur y construir una nueva planta generatriz en el espacio que actualmente ocupa la planta de Palo Seco en San Juan. 

En el recorrido Vázquez Garced estuvo acompañada por la comisionada residente en Washington, Jenniffer González, por el senador republicano de Florida, Rick Scott y por el president del Senado, Thomas Rivera Schatz.

Los daños sufridos por Costa Sur se extienden a través de los diversos edificios y equipos que integran la planta, incluyendo una de las turbinas generadoras de energía eléctrica.

Daniel Hernández, director de generación de la AEE, indicó se contrató un perito estadounidense para que evalúe el estado de la turbina y recomiende los remedios adecuados.

Mientras la gobernadora se encotraba en la Central Costa Sur sostuvo una conversación telefónica con el presidente Donald Trump, gracias a la intervención del senador Scott, quien llamó a Trump y luego le pasó su celular a Vázquez Garced.

“Gracias al senador Scott, acabo de tener una llamada con el señor presidente Donald Trump personalmente, quien ha manifestado su apoyo a Puerto Rico y nosotros le hemos manifestado el apoyo de nuestro pueblo para la rápida acción, no solamente de la declaración inicial sino de aquella declaración que vamos a solicitar sobre un desastre mayor”, sostuvo la gobernadora en una breve conferencia de prensa tras culminar el recorrido por la Central Costa Sur.

A preguntas de la prensa el senador Scott no pudo precisar el monto de fondos federales que podría recibir Puerto Rico si finalmente Trump accede a firmar la declaración de ayuda para un desastre mayor. La ayuda se recibiría por conducto de la Oficina para el Manejo de Emergencias (FEMA).

Llama la atención que apesar del júbilo que mostró Vázquez Garced por haber hablado brevemente con Trump, ha sido por órdenes del presidente que Puerto Rico aún no ha recibido más de $20,000 millones aprobados por el Congreso para mitigar los daños causados por el huracán María en 2017.

La razón para detener los fondos federales obedece a las reservas de la Casa Blanca con la clase política puertorriqueña y con el gobierno, por los casos de corrupción presentados por la fiscalía federal contra funcionarios locales.

En la conferencia de prensa Ortiz indicó que el senador Scott estaría gestionando en FEMA la aprobación de fondos federales para adquirir o alquilar plantas generadoras portátiles que le permitan a la AEE mantener estable el suplido de energía eléctrica.

La salida del sistema eléctrico de la planta Costa Sur ha representado para la AEE la pérdida de 900 megavatios, que casi equivale a más del 40 % de los cerca de 2,300 megavatios que consume la isla en periodos normales.

A pesar de que el epicentro del terremoto del pasado martes, cuya magnitud se estimó en 6.5 por la Red Sísmica, estuvo tan cerca como una milla de distancia de Costa Sur, hubo voces que aseguaraban que la planta generatriz podría rehabilitarse en poco tiempo. Ortiz sostuvo que la rehabilitación de la planta se podría extender por más de un año.